Finalmente la plaza San Martín de Glew ya cuenta con juegos inclusivos

Después de reiterados pedidos de los vecinos, al fin la plaza inclusiva en Glew se está concretando. Luego de varios petitorios y gestiones ante las autoridades municipales, este sábado se estrenaron satisfactoriamente dos juegos inclusivos en la Plaza San Martín de Glew, ubicada en Carriego y Obligado, a pocas cuadras de la estación, lado este.

Juegos inclusivos en Plaza San Martín de Glew

Después de varios pedidos por el mismo fin, en la plaza San Martín de Glew se instalaron juegos integradores para los niños con capacidades diferentes y para toda la comunidad. Es importante destacarlo ya que no sólo lo disfrutarán niños de Glew, sino que será muy necesario para todos aquellos niños con algún tipo de dificultad motriz y que sean de localidades aledañas.

Estos juegos integradores se acaban de colocar luego de unos petitorios realizados al Municipio tanto por los vecinos aledaños a la plaza San Martín que administran el Facebook “Yo amo a la Plaza San Martín“, como también por la iniciativa de una madre que tiene su hija que precisa este tipo de juegos, quien movilizó su propuesta también a través de su Página “Juntos por las plazas inclusivas en Almirante Brown“.

Vale recordar, tal como se mencionó en otra nota realizada en febrero, que la hija de Daniela llamada Camila, niña de 11 años oriunda de Glew, padece una enfermedad genética llamada atrofia espinal muscular tipo 1, la cual afecta por completo a toda su musculatura, teniendo que movilizarse en silla de ruedas, y la primera vez que se subió a una hamaca de este estilo fue a los 7 años, en un juego integrador ubicado en la plaza contigua a la estación de Guernica.

Primer fin de semana con juegos inclusivos en Glew

De esta manera, el sábado se concretó la instalación de la calesita inclusiva en la plaza de Glew, además de otro juego integrador que permite que todos los chicos puedan interactuar en ese mismo ambiente.

Por su parte, en diálogo con Daniela, mamá de Camila, expresó a este medio su felicidad por la inauguración de estos nuevos juegos, y por ver la alegría de su hija al subirse en la primera calesita de estas características en Glew. Además esta madre contó que Camila “no se quería ir de la plaza”, por lo cual pasaron tanto sábado como domingo disfrutando junto con ella esta reciente mejora.

Vale destacar que el domingo había muchos chicos jugando juntos en el mismo ambiente, y ninguno se bajó de los juegos integradores, al contrario, jugaron “todos por igual”. En tanto, Daniela expresó su felicidad y el deseo que se replique en algún momento en otras plazas de más localidades, y que haya una “plaza referente”  para la inclusión en cada localidad del distrito.

La mamá de Camila contó que la niña “se siente feliz”, mientras que el sábado a la tarde jugó allí mismo con su amiga oriunda de Longchamps, a quien también trajeron a esta plaza para que puedan disfrutar juntas del entretenimiento.

Así, Daniela sostuvo además que este hecho hace que los nenes vean la “inclusión desde temprana edad”. “Ver la cara de Cami al verla interactuar con los demás nenes es impagable”, remarcó Daniela, a la vez que destacó que los mismos niños son los que nos enseñan muchas veces a los adultos, en el respeto y, por ejemplo, en el cuidado que tenían los niños que jugaban con Cami cuando estaba en la calesita.

Varias iniciativas por el mismo fin

Vale recordar que fueron muchas las iniciativas para llegar a este objetivo. Como se mencionó anteriormente, por un lado, los vecinos que cuidan habitualmente la Plaza se unieron al pedido para solicitar al municipio la instalación de algún juego inclusivo a través de un petitorio. Lo mismo venía realizando Daniela, y se unieron para tal fin, con el objetivo  de pedir mejoras para la plaza en este caso para que “todos los niños la puedan disfrutar por igual”. En ambos petitorios firmaron muchos vecinos de la localidad.

Tal como expresó Daniela, “gracias a la unión de todos y la toma de conciencia se consiguieron los juegos, y hoy la plaza San Martín está más linda e integradora que nunca”.

Haciendo un repaso de este proyecto, esta madre contó que en mayo del año pasado envió el primer petitorio al municipio de Almirante Brown para que lo tomaran en cuenta, para tener juegos inclusivos en general en las plazas del distrito, pero no había obtenido respuestas. Sin embargo, este año le dieron un nuevo impulso al pedido, sumando más firmas y dialogando con las distintas autoridades municipales actuales, y hoy se ven los frutos.

Finalmente, Daniela recibió la noticia el miércoles pasado de que ya habían empezado a hacer el pozo para la calesita. Por todo esto, Daniela agradeció a través de este medio a todos aquellos actores que posibilitaron que se cumpla este objetivo. Vale aclarar que el  objetivo no es sólo que los niños en silla de ruedas puedan subir a una hamaca o calesita, sino el hecho empezar a cambiar la mirada, de aceptar las diferencias, para que sea común jugar juntos e interactuar.

La importancia de este tipo de plazas

Cabe destacar que las plazas inclusivas son aquellas diseñadas para todos, para niños con y sin discapacidad, con el fin de reducir o eliminar las barreras del entorno y permitir la participación plena en la sociedad, en igualdad de condiciones.

En una plaza inclusiva se encuentran e interactúan personas con y sin discapacidad, juegan y crecen juntos niños con distintas capacidades. Esto es lo realmente transformador de una plaza inclusiva, pues allí los niños desde pequeños pueden aprender a vivir en diversidad.

 

 

 

 

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *