La CGT opositora anunció un paro general para el 10 de abril

El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, aseguró que el paro dispuesto por el sindicalismo disidente "es un paro político promovido por el Frente Renovador con el objetivo de impulsar a su candidato (Sergio Massa)" al referirse a las demandas difundidas ayer por sus impulsores.

“La agenda del Frente Renovador es: seguridad, narcotráfico e inflación y todos esos puntos están dentro de ese petitorio”, dijo Capitanich en rueda de prensa desde Casa de Gobierno.

El jefe de Gabinete afirmó también que el Frente Renovador “está asociado a grupos económicos y mediáticos que promueven el aumento de precios y debería decir a sus empresarios que bajen los precios para mejorar la situación de los consumidores”.

En tanto, Moyano y Micheli se reúnen para organizar el paro general del 10 de  abril. La jornada será “sin movilización y sin acto central”.

Los titulares de la CGT Azopardo y de la CTA disidente, Hugo Moyano y Pablo Micheli, se reunirán hoy jueves para analizar “los detalles del paro” convocado para el 10 de abril próximo por el dirigente camionero y el secretario general de la CGT Azul y Blanca, Luis Barrionuevo.

Micheli sostuvo que “la huelga del 10 de abril será general y comprenderá el transporte, la educación y la salud; no será  contra nadie sino en defensa propia, en rechazo de la reducción encubierta de salarios y la justa distribución de la riqueza”.

Las CGT de Moyano y Barrionuevo y la CTA de Micheli reclaman, entre otras cosas, la eliminación del impuesto a las ganancias, el 82 por ciento móvil jubilatorio, paritarias libres y la devolución de retenciones a las obras sociales sindicales, según se anunció hoy en conferencia de prensa.

Fuente: Télam

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *